Posteado por: beacm | febrero 16, 2008

Alerta entre los jueces por el aumento de mujeres muertas tras denunciar

A pesar de la legislación, las cifras de mujeres asesinadas por violencia de género continúan aumentando, incluso en aquellos casos en los que existe una denuncia o una órden de alejamiento. Según datos del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), el año pasado 74 mujeres fueron asesinadas por su marido, novio o ex pareja frente a las 62 del año anterior, un 20% más. Se alerta además en el informe del CGPJ sobre el incremento en el número de víctimas mortales que habían denunciado a sus maltratadores.
Casi el 84% de las víctimas eran mujeres y un 13,6% menores de edad. El 83,6% de los agresores fueron hombres. Como señaló Montserrat Comas, vocal del CGPJ y presidenta del Observatorio contra la Violencia Doméstica y de Género: “El estudio demuestra que seguimos ante un fenómeno criminal de especial complejidad, que exige absoluta prioridad política y que requiere mantener y reforzar todos los esfuerzos”.
Resulta complejo explicar cuáles son los fallos experimentados por la legislación, posiblemente debidos a un efecto rebote consecuencia de la mayor información de los recursos y derechos que tienen las víctimas en la actualidad.
Mejoras en seguridad
Los datos del informe son concluyentes en cuanto a la necesidad de establecer nuevos cauces y mecanismos de protección que ofrezcan verdaderas garantías de seguridad a las víctimas. En 2007, un 68% de las víctimas mortales, la mayor parte, no había presentado denuncias previas por maltrato. Pese a ello, el porcentaje bajó casi seis puntos respecto del 2006, lo que indica que crece el número de mujeres muertas por su pareja después de haber acudido a la Policía. En un tercio de los casos, además, un juez había dictado una medida cautelar. Un hecho que, según Comas, «nos debe llevar a seguir reflexionando sobre cómo mejorar los sistemas de seguridad para estas víctimas».

Muchas de las víctimas de violencia deciden reanudar la convivencia, aún habiendo inciado un procedimiento judicial en contra de su agresor. De hecho en un 81% de los casos de asesinato la víctima seguía conviviendo con el maltratador, un 10% más de casos que en 2006.
El perfil de la víctima sigue siendo el de una mujer española, mayor de edad, que en el momento de su muerte mantenía o había mantenido una relación sentimental con el agresor. Por lo que respecta a los maltratadores homicidas responden a un patrón de nacionalidad española y de entre 30 y 50 años. El 9,6 % de ellos decidió suicidarse después del crimen, casi la mitad que un año antes (17,7%). Se ha incrementado el número de casos que afectan a mujeres o agresores extranjeros o inmigrantes que han pasado del 18% en 2006 al 32% en 2007.
En cuanto a la prevalencia geográfica, País Vasco, Extremadura, Galicia y Madrid, son las comunidades con menos casos mortales en tasa por habitante; al otro extremo se sitúan Baleares, Canarias y Murcia.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: